Motivos y trucos para escribir un blog

Dando vueltas por la red me he topado con estos dos artículos bastante interesantes sobre posibles motivos para empezar a escribir un blog y los beneficios que aporta, y trucos para mantener el hábito de publicar diariamente:

Entre los motivos/beneficios, señala:

  1. Conocer gente: si tu blog o alguno de tus artículos tiene éxito, a través de los comentarios puedes conocer a personas con intereses similares, etc.
  2. Documentación: escribir sobre algo que has hecho, ya sea técnico, artístico o lo que sea, para poder referenciarlo, recordarlo o refrescar conceptos más tarde.
  3. Auto promoción: Internet es un gran escaparate en el que todos podemos «colgar» nuestro «producto», sea el que sea, aunque sólo sea nuestro ego de decir «aquí estoy yo».
  4. «Mentoring» (¿tutela?): cuando según el punto dos has documentado algo y alguien te pregunta por ese asunto/problema, puedes simplemente decirle «visita mi blog y busca tal cosa».
  5. Aprendizaje: si te fuerzas a escribir de forma diaria, habrá días que no sepas de qué escribir, y una alternativa es aprender algo nuevo (en la web, un libro, otro blog) y comentarlo.
  6. Contribuir a la comunidad («give back»): hay mucha gente que está haciendo cosas grandes gratis y de forma desinteresada en (o gracias a) Internet, de las que todos nos beneficiamos. Escribir un blog con contenido interesante puede ser una forma de aportar nuestro granito de arena.

Personalmente, los que más me han movido a empezar este blog han sido la parte de documentación, tutela y contribución a la comunidad: hace tiempo que mantenía una web estática en la que iba colgando algún documento, tutorial o curso que escribía de vez en cuando, y creo que forzarte de alguna forma con una página más dinámica como es un blog a escribir más a menudo es una buena forma de vencer la pereza de sentarse a escribir algo más extenso. Una forma de ponerte en marcha para ser más activo a este respecto.

A todos estos motivos yo añadiría:

  1. Practicar otro idioma: el inglés es la «lengua franca» de Internet, cuando alguien de un país no angloparlante quiere llegar a una audiencia más amplia, lo mejor es escribir los artículos en inglés o al menos de forma bilingüe. Obligándote a escribir en un idioma que no es el tuyo materno consigues práctica y, con un poco de suerte, mejorar tus habilidades en dicho idioma.
  2. Aprender: comentaba en uno de mis primeros artículos que yo necesitaba aprender a llevar un blog por motivos profesionales, pues estoy administrando varios cuyos usuarios no son muy avezados con esto de los ordenadores, así que aparte de «mantener la maquinaria engrasada» conviene que también sepa resolverles dudas o aconsejarles. ¿Qué mejor forma que empezando mi propio blog para coger práctica?
  3. Escribir una vez para muchos: mucha gente comienza un blog cuando se va de viaje al extranjero por una temporada más o menos larga como forma de contarle a sus amigos y a sí mismo cómo es su vida en ese país. Yo lo hice durante unos meses que pasé en Alemania, un amigo mío que está en china ha hecho lo mismo. Es una alternativa a los eternos mails por parte de todos tus amigos de «¿cómo va eso?» en los que acabas contando lo mismo una y otra vez a cada uno de ellos. Además cuando vuelves de tu «aventura» te sirve de diario para releerlo en cualquier momento y recordar tus vivencias.

Sobre los trucos, en el siguiente artículo, menciona:

  1. Utilizar distintas herramientas, como p.ej. escribir primero en un procesador de textos para comprobar la ortografía, o usar alguno de los programas que hay para gestionar un blog en lugar de escribir directamente en el panel web. Todo esto hará la tarea más fácil.
  2. Escribir por adelantado: no hace falta escribir todos los días para tener un artículo diario en el blog, puede resultar más fácil y cómodo sentarse con tranquilidad un día libre (un domingo por la tarde p.ej.) y escribir de golpe 2 ó 3 artículos y dejarlos programados para que vayan apareciendo a lo largo de la semana. De hecho estoy escribiendo esto el martes 1 de mayo por la mañana y saldrá publicado el jueves 3. ;-)
  3. Revisar y rescribir lo que escribes: en lugar de escribir un artículo y publicarlo inmediatamente, escribirlo, dejar pasar un tiempo (salir a pasear, ir al trabajo) y releerlo. Por supuesto esto es más fácil si escribes por adelantado… Con esta revisión puede que encuentres formas de mejorar lo que has escrito, nuevos enfoques a un problema, fallos en tu razonamiento inicial, etc.
  4. Que alguien revise tus artículos: para artículos especialmente largos o complicados (técnicos) no está de más pasarle un «borrador» a algún amigo para que nos ayude con el punto anterior.
  5. Usar ilustraciones: una imagen vale más que mil palabras…
  6. Usar categorías: es una forma de tener los artículos mejor organizados, de forma que cuando mandas a alguien a tu web para consultar información, puedas decirle «busca en la categoría tal».
  7. Ser flexible: un blog es dinámico, y no debes aferrarte a un tema concreto porque te hayas planteado que hoy quieres escribir sobre ello o porque ya tuvieras escrito ese artículo y programado para hoy. Puede haberte ocurrido alguna otra cosa, puedes haber leído alguna noticia interesante, algún comentario en tu propio blog o en algún otro puede haberte inspirado a replantearte cualquier tema… son cosas que no se deben dejar para mañana sólo porque hoy ya tuvieras hecho un plan.
  8. Plantearse objetivos razonables: no forzar la máquina, ser conscientes de nuestras limitaciones. Tal vez no podamos por cualquier motivo mantener el hábito de escribir un artículo diario, si es el caso, no intentarlo y tomarse más libertad a la hora de escribir. Un objetivo muy exigente que no podamos alcanzar puede desmoralizarnos y provocar que dejemos de escribir.

Y ante todo yo añadiría una cosa más: se tú mismo.

Un comentario sobre “Motivos y trucos para escribir un blog”

  1. gracias por sus consejos son muy practicos, y me han servido en gran manera, espero que publiques otros trucos mas…. estoy apenas en pinitos y me seran de gran ayuda… éxito que la suerte es para los tontos…

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.