Tres sesiones

Es lo que llevo ya de rehabilitación.

Por ahora muy light, me esperaba que me metieran más caña, aunque la fisio dice que poco a poco. Los dos primeros días movimientos (rotación, muñeca arriba y abajo, y hacia los lados) tanto yo sólo como forzándome ella la mano hacia cada lado, y 15 minutos de magnetoterapia, un cacharro que genera campos magnéticos que por lo visto favorecen la consolidación de la fractura (¿no sirve si meto la mano en el microondas? mmm… aunque esa fractura luego a ver quién la arregla).

Hoy aparte me ha presentado a mi amiga la parafina, una especie de cera caliente en la que a partir de la sesión de mañana antes de todo lo demás tendré que sumergir el brazo hasta que se me haga una buena capa alrededor de la muñeca. Luego se envuelve el brazo con la parafina en un plástico y una toalla para que mantenga la temperatura y estoy así 10-15 minutos. Por suerte se despega fácil de los pelos. ;-)

No sé si son las ganas que tengo de acabar ya, paranoias mías o si es verdad, pero yo juraría que ya noto mejoría con sólo tres sesiones, que ya tengo un poco más de movilidad y me duele menos.

En fin, paciencia.

Y hablando de todo un poco, mañana por la tarde he quedado con el propietario del piso nuevo para ver el contrato y darle una señal. Es definitivo, me voy al centro.

2 comentarios sobre “Tres sesiones”

  1. Qué?. ¿¿¿Te están irradiando con campos magnéticos???. Madre mía!!.
    Ves pensando que nombre de superhéroe (o villano) te quieres poner, que la cosa promete. Magneto no vale, eh?. Que ya está cogido, jejejeje!. ;)

Responder a bisente Cancelar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.